[12:48] Cesar Gustavo Vazquez Sanchez Cesar Gustavo
Cocinando el futuro
Cocinando el futuro

Tuxtla Gutiérrez, Chiapas.- Un grupo de adolescentes y jóvenes llevaron a cabo una muestra gastronómica de comida asiática, demostrando el talento culinario que poseen y así deslumbraron el paladar de los asistentes.

Desde hace seis meses, en la Aldea de Tuxtla asiste un grupo de estudiantes de la Universidad Autónoma de Chiapas (UNACH) para realizar su servicio social, el cual está enfocado a enseñarles a los adolescentes a preparar diversos platillos, con el objetivo de que descubran nuevas habilidades y cuenten con herramientas para su proceso de vida independiente.

Trece adolescentes han aprendido que la cocina es un arte que implica disciplina, compromiso y entrega, porque cada detalle es importante en los platillos, preparar una pizza conlleva a combinar los ingredientes correctos para que el olor y el sabor generen satisfacción en el paladar de los comensales, mientras que un postre debe tener el equilibrio perfecto.

Arturo, fue el primer estudiante que asumió la responsabilidad de enseñar a los adolescentes con y sin discapacidad a preparar diversos platillos de comida italiana, como pastas, pizzas y postres.

–“Al principio fue un reto muy grande, porque nunca antes me había relacionado con personas con discapacidad, tenía miedo de no poder expresarme correctamente y que ellos no desarrollaran habilidades, sin embargo, todo fluyó muy bien, son adolescentes muy perceptivos y eso es algo que se necesita a la hora de cocinar”- comenta Arturo.

El plan de trabajo se construyó con base en las peticiones de los adolescentes, es así como cada semana se creó un menú de platillos que ellos querían aprender a preparar, esto los motivó a dar lo mejor de sí en cada lección. Además para reafirmar sus conocimientos tenían el compromiso de cocinar el fin de semana para sus Familias SOS, quienes fueron testigos de su avance.

También las cuidadoras se sumaron a este proyecto al ver que los adolescentes contribuían de manera más positiva a la hora de preparar los alimentos.

Al final de cada bimestre, el grupo realizaba una muestra gastronómica, esta ocasión fue el turno de preparar comida asiática, la cual se caracteriza por sacar el mejor partido de las verduras, las especies, el pescado, los frutos secos, el pollo y arroz.

Para ello prepararon crab cakes, sushi, lassi de mango, fideos de arroz con calamares, pollo y puerco, entre otros platillos que deleitaron a los integrantes del equipo psicopedagógico y personal de la empresa Damage Control que se encontraba de visita en la Aldea, quienes quedaron impresionados por el talento de los adolescentes.

Por ahora, dos estudiantes más de la UNACH se han sumado al proyecto para seguir enseñando al grupo de nuevos cocineros el arte de la gastronomía, incentivándolos a explotar sus habilidades y que en un futuro estas se han la clave para crear su proyecto de vida independiente e incluso que sean una fuente de autoempleo.